Durante el último año hemos estado viviendo momentos difíciles para todos: mayor tiempo en casa, problemas para dormir, estrés, etc… Todo esto ha hecho que se acentúe uno de los problemas estéticos más recurrentes: la aparición de bolsas y ojeras.

El contorno de los ojos es la primera zona del cuerpo donde se notan los efectos de estos momentos de estrés, insomnio y cansancio, debido a que ésta piel es muy fina y sensible.

Todo esto, sumado al envejecimiento, una posible mala alimentación, falta de hidratación, hábitos poco saludables, incluso la misma genética de nuestro cuerpo, puede provocar que las ojeras sean más marcadas y notorias.

Antes de tratar de reducirlas es necesario saber cuál es su origen en nuestro caso, ya que en algunos casos tienen muy difícil solución.

Lo más recomendable y efectivo para cuidar esta zona y evitar su aparición es el uso diario de un contorno de ojos descongestivo y unificante a partir de los 25 años de edad, cuando nuestra dermis empieza a regenerarse de forma más lenta y comienza el envejecimiento de nuestras células, además de llevar hábitos de vida saludables.

Si aún haciendo esto, te levantas con los ojos inflamados y las ojeras marcadas te damos unos remedios caseros para mejorar su apariencia todo lo posible:

APLICACIÓN DE FRÍO

Uno de los remedios más habituales es la aplicación de frío para reducir la inflamación de los ojos. Mete dos cucharas de postre en el congelador durante unos minutos y aplícalas sobre los parpados, el frío conseguirá que se reduzca el hinchazón de la zona.

UN CLÁSICO, EL PEPINO

Uno de los remedios más visto en el cine a lo largo de todos los tiempos es la aplicación de dos rodajas de pepino sobre los ojos. Esto se debe a que el frío de este vegetal recién salido de la nevera, su vitamina E y su poder hidratante, durante 30 minutos sobre nuestros ojos, ayudara a reducir las bolsas producidas por el cansancio y a combatir la sequedad.

Si no suele haber esta hortaliza en tu nevera, puedes utilizar parches para el contorno de los ojos ricos en principios activos hidratantes y revitalizantes, en nuestro neceser no pueden faltar los Parches de ojos de Biosmetics ricos en aloe vera y vitamina C que dejan nuestra mirada fresca y luminosa.

BOLSAS DE MANZANILLA

Otro clásico muy utilizado en todos los hogares es la manzanilla, ya que se trata de un antiinflamatorio natural que ha sido usado durante siglos.

Se deben remojar dos bolsas de infusión en agua tibia durante unos minutos, después aplicar cada una sobre cada ojo y dejarlas actuar durante 15 minutos. Además de la manzanilla, también puede utilizarse té verde o hierbabuena.

TOMATE

A pesar de que no es uno de los remedios más famosos, sí se trata de uno de los más eficaces. El tomate es conocido por sus antioxidantes y es esta propiedad la que lo convierte en un gran recurso para la reducción de las bolsas y ojeras.

En este caso su aplicación se realiza bajo los ojos, se realiza una mezcla de tomate triturado y unas gotas de limón hasta que se forma una pequeña masa que se extiende en la zona de las ojeras y se deja actuar durante 15 minutos.

ACEITES DE ALMENDRAS

En el mundo de la cosmética profesional, para la hidratación, protección, y nutrición de la piel cada vez son más utilizados los aceites naturales ya que contienen numerosas propiedades muy beneficiosas.

En concreto, el aceite de almendras es uno de los más conocidos ya que es rico en vitaminas A, B y E. Este aceite de rápida absorción también ayuda a mejorar el contorno de los ojos gracias a su poder ultra hidratante que ayudará a reducir arrugas y rejuvenecer la mirada.

Se recomienda aplicarse dos gotas de aceite en cada parpado masajeando con suaves movimientos circulares antes de irse a dormir, para que éste haga efecto durante toda la noche.

REDUCIR EL CONTENIDO DE SAL EN LAS COMIDAS

En muchas ocasiones las bolsas que se producen bajo los ojos son debidas a la retención de líquidos ocasionada por una alimentación poco saludable y con un alto contenido en sal.

Es fundamental mantener hábitos de alimentación saludable para evitar la aparición de bolsas y ojeras, y reducir el consumo de sal, sobre todo en las cenas.

UN BUEN CORRECTOR, TU GRAN ALIADO

Si además de seguir estos consejos necesitas una ayuda inmediata para salvar tu mirada, un buen correcto de larga duración con alto poder de cobertura se convertira en un gran aliado.

Nuestro favorito de la temporada es el corrector Long Lasting Concealor de Stage Line, no solo por su duración y su tono natural y luminoso sino también, por su composición enriquecida con aloe vera y extracto de manzanilla que hidrata, calma y revitaliza la zona del contono de los ojos mejorando su aspecto día a día, incluso sin el uso de maquillaje.

---

Todos estos remedios caseros ayudan a mejorar el aspecto de esta zona tan sensible de nuestro rostro, pero como resaltamos al principio, es imprescindible el cuidado diario de la zona y tener hábitos de vida saludables como dormir 8 horas, beber abundante agua, no fumar, mantener una distancia prudente de móviles y ordenadores, tener una dieta equilibrada y evitar el estrés.

Si necesitas más información, contacta con nosotros en el 91 013 36 56 (L-V 9:30 a 18:30h) o a través de nuestro chat y resolveremos toda tus dudas.